Las empresas están aprendiendo que la batalla por conseguir nuevos negocios se libra hoy en día en los motores de búsqueda.

 

El posicionamiento es una técnica de diseño Web enfocada a colocar un Sitio Web dentro de las primeras páginas de resultados de los principales motores de búsqueda, empleando determinados parámetros. El objetivo no es en sí la posición, sino la cantidad de visitantes que por este medio se pueden atraer hacia el sitio y, por consecuencia, las oportunidades de nuevos negocios que esa afluencia de visitantes puede llegar a generar.

Las empresas están aprendiendo que gran parte de la batalla por conseguir nuevos negocios se libra hoy en día en los motores de búsqueda y por esta razón se han venido preocupando cada día más por incorporar esta característica a sus sitios en Internet.

Son cerca de 5 mil millones de páginas Web las que existen en todo el mundo, según cifras provistas por Google, uno de los motores de búsqueda de mayor prestigio. Esto les puede dar una idea del grado de sofisticación que una página debe tener para poder sobresalir del resto y llevar hasta los clientes su mensaje de negocios.

A pesar de que muchas empresas desconocen aún los beneficios del posicionamiento en motores de búsqueda, la realidad es que todas las empresas, desde las pymes hasta los grandes consorcios, necesitan de este posicionamiento para poder estar en comunicación directa con los clientes y ofrecerles un mejor servicio. Desde una simple consulta de un número telefónico, hasta la búsqueda de literatura técnica y procedimientos para convertirse en un distribuidor de sus productos, los clientes potenciales necesitan de los motores de búsqueda para llegar a los Sitios Web de las empresas.

 

¿Quiénes se pueden beneficiar del posicionamiento?

Entre las organizaciones que más requieren de los servicios de posicionamiento, se encuentran las siguientes:

 

  • Las pequeñas y medianas empresas que tienen una oferta de productos muy atractiva y que están por iniciar, o han iniciado ya, un programa para exportar sus productos (agricultura, alimentos, artesanía, calzado, comercio, construcción, electrónica, escuelas y universidades, hotelería, industria metal-mecánica, industria química, joyería, maquiladoras, medios, minería y derivados, muebles, papel, plásticos, servicios, telecomunicaciones, textil, transporte y logística, vestido, entre otras industrias).

  • Las pequeñas y medianas empresas que ven a Intenet como un posible canal de comercialización que les permitirá competir contra empresas más grandes que por razones obvias están mucho mejor posicionadas en el mercado.

  • Aquellos ejecutivos y empresas visionarias que se han dado cuenta que el elemento de distinción para poder sobresalir entre los cientos de miles de ofertas en Internet es el posicionamiento en motores de búsqueda y desean aprovechar esta ventaja competitiva para posicionarse por encima de sus competidores.

  • Todas aquellas empresas que simplemente desean hacer bien las cosas en su campaña de mercadotecnia en Internet para obtener buenos resultados.

  • Las compañías que no sólo lo expresan, sino que realmente se están comprometiendo a ofrecer un servicio de excelencia a sus clientes.

  • Las empresas pequeñas y medianas que están en posibilidades de aumentar fácilmente su capacidad de producción y que por lo mismo pueden verse substancialmente beneficiadas por la generación de nuevas oportunidades de negocio a través de Internet.

  • Aquellas organizaciones que cuentan con una sólida infraestructura y buscan incrementar su red de distribución, dentro y fuera del país.

  • Todas aquellas empresas, pequeñas y medianas, que puedan verse substancialmente beneficiadas al contar con un vendedor electrónico que puede atender concurrentemente a más de un cliente, en diversas localidades, en las propias oficinas de los clientes potenciales, que habla más de un idioma y trabaja las 24 horas los 365 días del año, que inclusive promueve su negocio aún cuando todo el personal de su empresa está descansando en casa.

  • Los ejecutivos y empresas que se han dado cuenta que lo que genera las oportunidades de negocio en Internet no es en sí el Sitio Web sino la promoción del mismo, y en especial el posicionamiento en motores de búsqueda.

  • Todas aquellas empresas transnacionales que buscan posicionar sus marcas en el mercado y que saben que el Internet es el medio más efectivo hoy en día para mantener una comunicación directa con los clientes (empresas que tienen implementados por lo general sofisticados sistemas CRM).

 

Desconocimiento de esta tecnología

El problema del posicionamiento, como ocurre todavía en estos días, es que la mayoría de las empresas tienen una idea equivocada acerca de este medio de promoción, percibiendo a esta técnica como algo que realmente no es. En la actualidad, las empresas primero diseñan los Sitios Web y meses más tarde se dan a la tarea de posicionarlos en motores de búsqueda, siendo que la metodología correcta es prácticamente al revés. Primero se tiene que definir una estrategia de posicionamiento y luego implementarla al momento de diseñar el sitio.

Uno no puede andar alterando el orden natural de las cosas y todavía pretender alcanzar óptimos resultados. Por ejemplo, un bloqueador solar se debe aplicar minutos antes de exponerse a los rayos ultravioleta UVA y UVB. De otra forma, una vez expuesto al sol sin ninguna protección, la aplicación del bloqueador no dará los mismos resultados. Lo mismo sucede con el posicionamiento, los resultados son desastrosos si uno altera la secuencia natural de las actividades.

Esta es la razón por la cual existen tantas páginas Web sin posicionamiento. Una vez que han diseñado su sitio, las empresas no están dispuestas a pagar el costo del rediseño, que en muchos de los casos es prácticamente como diseñar un sitio nuevo. - Necesitamos antes que otra cosa recuperar la inversión que hemos realizado en el diseño de la página Web - argumentan empresarios y ejecutivos como respuesta al planteamiento de un rediseño.

Precisamente por el desconocimiento generalizado acerca del e-Marketing, es un buen momento para hacer negocio en Internet. Este escenario nos plantea una oportunidad de oro para aquellas empresas que desean lograr una activa promoción de sus bienes y servicios. Si Usted hace las cosas bien, como dictan las mejores prácticas en diseño Web, y posiciona su sitio en motores de búsqueda, podrá quizá permanecer dos o tres años sin competencia en Internet mientras que las otras empresas se decidan a rediseñar sus sitios. No dejemos entonces pasar por alto esta gran oportunidad de hacer negocio en la red.

Para obtener los mejores resultados en un proyecto de este tipo, Usted debe entender desde un inicio esencialmente dos cosas: Primero, que el posicionamiento es complejo, mucho más complicado de lo que normalmente nos imaginamos, y segundo, que el proceso global hasta obtener los resultados que Usted espera tomará algo de tiempo, de seis a doce meses por lo general.